Respuesta a: Actividad 3.4. Piensa un nuevo objetivo que te gustaría conseguir

#1097

Me parece muy buen planteamiento, M. Isabel, pero si le gusta tanto correr te diría que intentáseis que fuesen juegos de correr, tipo “polis y cacos” o el “torito en alto”, que tienen las reglas claras y son divertidos hasta los 9 años. En cada sitio se llaman de una manera, creo que ·”Polis y cacos” es más universal, “el torito en alto” es un pilla-pilla en el que no puedes ser pillado en el momento en que te has subido a cualquier escaloncito o bordillo por pequeño que sea. Permite mucha movilidad por el patio y correr mucho, muchísimo.
Personalmente negociaría con la vuelta al patio pero teniendo en mente el reducirla. Mejor quizá al final, en todo caso. Que el se construya como norma social que dará la vuelta y le estarán esperando no es muy fácil de manejar en cuanto a autonomía personal porque eso va a dejar de ocurrir en cuanto no le espere un profesor, los niños no se esperan para jugar todo ocurre muy rápido en el patio, están sintonizados, y a lo mejor si luego no le esperan se frustra y hay otro problema montado. O no engancha y ya sigue corriendo todo el recreo. Introducir esa norma es complicado de cara a reducir la ayuda para jugar o de cara a salir al patio pensando en jugar, que es lo que tendría que hacer, y no en dar vueltas. A lo mejor se podría plantear echar unas carreras de inicio, pero no él solo. La idea es montar la rutina de manera que dentro del aprendizaje se contemple que interiorice salir al patio pensando en jugar y en buscar amigos, no en dar vueltas al patio el solo.

Gracias por tu aportación!

Esta web utiliza cookies, puede ver aquí la Política de Cookies